Riqueza Fabulosa

Riqueza Fabulosa
Somos infinitamente abundantes

miércoles, 14 de octubre de 2009

999 Conclusión Cósmica y Personal









Un Pensamiento, Una Forma de Vida,
Un Sitio en la Red y Un Boletín Electrónico Global
SEPTIEMBRE 2009
NÚMERO 127
Creado, Canalizado, Publicado y Registrado con amor
por Gillian MacBeth-Louthan
www.theQuantumAwakening.com
thequantumawakening@hughes.net

EN ESTE NÚMERO:

*** 999 Conclusión Cósmica y Personal
*** La Gran Promesa
*** Su Ángel Guardián
*** Llegando a un Punto de Completa Remembranza
*** Ustedes son el Factor Decisivo en Todo lo que se Preguntan
*** El Residuo de Responsabilidad
*** Profetizamos el Futuro por las Palabras que Decimos en el Ahora

999
Conclusión Cósmica y Personal


La conclusión cósmica y personal, ¡El Final! Entrar al próximo nivel de amor, del corazón, del alma y del servicio a la evolución planetaria al sanarse a uno mismo. Caída libre desde la altura del nueve hacia el próximo nivel de Luz. Entradas y salidas, todas en el mismo aliento. Un salto cuántico hacia los dones desconocidos llega a través del nueve. ¿Están listos para ver y ser más de lo que son en este momento? El nueve es el final de fotografía en la línea celestial de las elecciones múltiples. Si creen que ganaron, lo hicieron.

Conforme avanzan hacia la puerta de la conclusión, el anhelo por lo que alguna vez desearon cambiará para siempre. Porque en el reconocimiento de la plenitud no hay necesidades, no hay deseos, no hay carencias. Todo se llena automáticamente por sus partes correspondientes de plenitud. Conforme se hallan en todo lo que alguna vez fueron y en todo lo que están destinados a ser, llegan a un punto climático de referencia. Miran su vida retrospectivamente y piensan y reflexionan, ¿fue necesario todo eso para poder llegar a ser quien soy naturalmente? ¿No hubiera podido alcanzar el estado natural sin el estrés, las tensiones, los gemidos, los dolores y las heridas? La respuesta que escuchan tan sopesadamente en el trasfondo de su pensamiento es ¡No!

Necesitaban recorrer la escalera de la experiencia para llegar al techo de ustedes mismos, para poder ver por encima de las colinas y los valles que una vez pensaron que necesitaban experimentar. Entran en un lugar de elegante vacío. Un lugar donde se han vaciado por completo de lo que pensaban que debían hacer, que debían ser. Es un lugar que no necesitan llenar con ningún anhelo. Porque en el vacío de todo lo que son, hay tal plenitud y conclusión que nada impedirá su avance. Sólo vaciando un vaso experimentan todo su potencial. Cuando algo está lleno y completo, el siguiente paso es vaciarlo, y luego llenarlo, y luego vaciarlo otra vez.

La luz se define a sí misma en plenitud como luz. Sólo porque pidan que la luz entre en su vida, no significa que es una luz santa o una luz sagrada. Las vibraciones de toda substancia residen con su impronta genética en la casa de luz. La luz contiene el anteproyecto original de todas las cosas que nacen en todos los tonos de luz. La luz viene en más tonos, luego en colores. Piensen en las veces que intentaron hacer coincidir blanco con blanco o negro con negro, en ropas o en pintura. Hay miles de matices de blanco y hay miles de intensidades de negro.

En este planeta de dualidad, se les da la tarea de diseccionar la materia clara y oscura y gris de su vida. Este año ha emitido un montón de mentiras blancas demarcando un área gris, a veces oscura. Muchos hablan en voz alta con lengua viperina, ya sea su intención o no. Van por los carriles y no se comprometen verbalmente con ninguna ideología. La humanidad tiende a permanecer cerca de los bordes de la luz y la oscuridad, montados sobre la cerca afilada de esa creación en particular. Ahora se le pide a la humanidad que haga un lavado cósmico y nade a través de todos los blancos deslucidos y se sumerja profundamente en todos los oscuros, los grises y los negros sin que salgan más blancos o más oscuros de lo que entraron originalmente. Ustedes no deben hacer el lavado ni convertirse en el factor de lavado. En otras palabras, deben entrar plenamente en su experiencia de vida, sin juzgar los muchos matices de blanco/luz, ni juzgar los muchos matices de gris o sombra.

Conforme caminen por el pasillo de luz, probarán desde la luz más pura hasta la oscuridad más tenebrosa. Cada uno de ustedes se convertirá en un traductor de lo claro y lo negro. Sería un mundo muy insípido si todo fuera vainilla. Lo pedregoso de su experiencia de vida les ha servido bien. Los altibajos de quienes saben que son, les han traído las líneas de carácter de su corazón. Caminar el camino de la pobreza y la prosperidad les ha dado el punto de vista tanto del mendigo como del príncipe, y por tanto, los ha sazonado bien. Así que yérganse en este Vórtice Creativo sabiendo que todo es perfecto. Sabiendo que todos los correctos se perjudicarán a sí mismos y todos los errores se corregirán a sí mismos, conforme vean a los jugadores y al juego animarse cada vez más en los próximos meses. Permanezcan en el tablero de ajedrez de esta experiencia, extendiéndose y abarcando todos los roles. Somos el Consejo de Luz, todos los tintes de luz.

LA GRAN PROMESA
Canalizado por Gillian MacBeth-Louthan


Dentro del ser humano hay una semilla de esperanza, una programación divina que ha prometido no irse jamás. Una semilla que permanece implantada sin importar cuán malos sean el clima y las tormentas de la vida. Muchísimas personas han trabajado duramente sólo para ver sus sueños enterrados en un suelo árido y sediento. Siguieron su programación divina hacia el desierto donde poco crece y a una tierra que no brinda apoyo. Se expandieron financiera, emocional y físicamente, arando una tierra nada amistosa y que no desea sostener lo que sus corazones anhelan.

A medida que sus sueños comienzan a marchitarse en el sol de mediodía del caos terrenal y la manipulación, la luz de la esperanza parece desvanecerse, el corazón comienza a cerrarle la puerta a la esperanza. Nos volvemos como robots mientras luchamos por no sentir la tristeza en nuestro corazón. No queremos renunciar a lo que habita en nuestro corazón, pero no vemos que las estaciones cambien a nuestro favor.

Todas las manos del planeta se estiran para tomar lo poco que hay, estirándolos hacia más miedos y lágrimas y desesperanza. Mientras ustedes siguen intentando estirar su dinero hasta fin de mes, la cuerda se aprieta más y más alrededor de sus sueños y parece exprimirles la vida misma. Empezamos a sentirnos como boligomas que rebotan en las paredes y absorben sólo las imágenes que otros les dan. Desde ahora hasta el 2012 la energía va a dar coces como una vieja mula furiosa. Tratamos arduamente de escapar de esta dura realidad, pero la vida nada hacia nosotros con la boca abierta, hambrienta para tomar todo y cualquier cosa. Cualquier ilusión de control se mantiene firmemente en el cuerpo como dolor mientras le anunciamos al mundo lo que no vamos a hacer, más ruidosamente que lo que nos veremos forzados a hacer por intermedio de la vida y circunstancia.

Nuestros cuerpos patean y gritan y nuestra alma hace piruetas girando descontrolada mientras las estaciones del tiempo exigen toda nuestra atención. Todas las consideraciones personales quedan a la espera mientras estas vastas energías entran en nuestro campo de búsqueda. La lucha o el vuelo galopan a través de nuestro sistema biológico mientras las glándulas bombean adrenalina con fuerza como caballos en una carrera de un cuarto de milla. Nos adentramos para encarar la raíz del problema mientras lo que es materialmente invisible nos da una paliza como los niños vecinos en una pelea con bolas de nieve, que no tiene intención de dañar, pero aun así duele.

Nos sentimos impotentes y desesperados pues nuestros sueños parecen marchitarse en la viña. Nuestra capacidad de nutrir se ha convertido en la necesidad de sobrevivir. Comenzamos a entrar en pánico buscando la escotilla de escape, cualquier cosa debe ser mejor que toda esta conmoción planetaria. Todos estos acontecimientos fueron predichos durante muchos años, pero no quisimos escuchar y no quisimos ver. Ahora nos hallamos en este espacio vacío pidiendo que nos rescate quien sea y lo que sea. En este lugar de no ver el mal, no oír el mal, no hablar el mal, el olor del peligro flota en el aire. ¿Cómo podemos, pobres de nosotros, luchar contra las elecciones de las personas que hacen la vista gorda a lo que es correcto e incorrecto? ¿Cómo podemos restaurar el equilibrio de un mundo en declinación?

Es hora de ponernos de pie y defender todo lo que creemos es bueno y luz, verdad y honor. Se nos ha capacitado para este momento. No somos pequeños en luz ni en corazón. Estamos destinados a hacer la diferencia, sin miedo a las consecuencias. Somos responsables de nuestras acciones o inacciones.

Tenemos las herramientas cuantificadas para cambiar las moléculas de todo lo que parezca arrebatarnos nuestra libertad de elección. Parecemos ir a la deriva en un mar que parece más grande que nosotros. Estamos remando con nuestras esperanzas y sueños y nadamos hacia la orilla esperanzados. No somos títeres de nadie para ser encordados sin previo aviso. Somos los salvadores de un mundo que se ha deshecho.

No somos ciegas víctimas de una estafa, hemos llegado a este mundo con los ojos bien abiertos. Tenemos una Gran Promesa que vive en nuestro corazón y nuestra alma. Esta gran promesa proyecta una luz más grande que cualquier sombra de duda. No les corresponde a los demás decidir nuestro destino. Los cielos esperan que nos convirtamos en el cambio que buscamos. Cada pensamiento es valioso y cuenta.

SU ÁNGEL GUARDIÁN
Canalizado por Gillian MacBeth-Louthan


Muchos de ustedes han acudido a los reinos celestiales pidiendo ayuda, asistencia y milagros. Nunca antes las Huestes Celestiales y los Ángeles escucharon tal clamor. Nunca antes hemos enviado millones de ángeles para que se presenten y envuelvan la Tierra.

En el Mundo Angelical nos revestimos de muchas formas, colores y energías. A veces aparecemos como una sola gota de lluvia sobre su rostro. A veces nos presentamos como la brisa que roza su mejilla. A veces se nos puede ver en las nubes como una brillante luminosidad. A veces somos un único y diminuto punto de luz y otras veces somos lo suficientemente grandes como para abarcar toda la tierra. Variamos en tamaño, color y luz. Variamos en tareas y en posición y en comprensión de los humanos. No somos los que han caído desde la muerte en su planeta. Somos un tipo de ser totalmente distinto, uno que escucha cada seña y llamado. El Padre Celestial los envió para que estuvieran a cargo de nosotros. Finalmente, luego de tanto tiempo, se nos libera para que cumplamos con nuestro trabajo, para amarlos y protegerlos. Cada uno de ustedes tiene una multitud de nosotros alrededor. Revoloteamos como mariposas en el rosedal de un palacio.

Al nacer, se les dio un ángel guardián. Nosotros venimos para permitirles experimentar la gracia, la gloria de la paz en medio de toda la agitación. Somos los que traemos una sonrisa a su rostro en medio de un día frenético cuando por un momento se acuerdan de nosotros y por un momento experimentan paz.

Somos tan reales como ustedes. Simplemente estamos en una frecuencia de luz diferente. Lloramos por ustedes, reímos con ustedes, hablamos de ustedes, pensamos en ustedes, porque estamos enamorados de ustedes. Estamos enamorados de sus alegrías y nos entristecen sus heridas. Porque cada parte de ustedes resuena con una parte de nosotros, pero necesitamos toda su atención mientras pasan por estas próximas secuencias de tiempo. Envíennos a los campos de batalla. Envíennos a quienes duermen con miedo. Envíennos a quienes sufren. Se nos debe enviar a toda la humanidad. Desafortunadamente, ustedes sólo nos llaman en momentos de desesperación, pero siempre estamos aquí.

Permítannos venir a su mundo, hacer sus mandados de luz, hacer sus diligencias de esperanza, hacer sus mandados de sanación. Es nuestro trabajo pues servimos al creador por ustedes. No sigan llenando su alma con cargas pesadas; permítannos, con su pedido, alivianar su carga literalmente. Envíennos a quienes los preocupan. Envíennos a quienes sólo piensan en sí mismos y en nadie más. Envíennos a su día antes de aventurarse afuera. Los milagros están contenidos en nuestros corazones y son liberados de nuestros corazones hacia sus manos. Recíbanlos mediante su convicción. Recíbanlos mediante su fe.

Somos enviados a la humanidad por el Padre Celestial mismo. Al principio mirábamos a los humanos con desdén, pensábamos cómo era posible que un ser tan inferior, una especie inferior, supiera cómo delegarnos filamentos de luz celestial delineados tan delicadamente. Al haberlos observado calladamente a través del tiempo, sabemos que ustedes tienen un gran corazón en su interior y una gran posibilidad para el futuro. Este conocimiento nos alegra. Este conocimiento nos ayuda a involucrarnos en sus asuntos cotidianos.

Porque como he dicho, somos diminutos y somos inmensos, más allá de su conocimiento. Ustedes conocen a muchos de nuestros comandantes, tales como Miguel, Gabriel, Uriel y Rafael, pero ellos no son más que unos pocos de trillones de trillones de nosotros que esperan su reconocimiento. Porque ése es nuestro trabajo y el Padre nos impele a hacerlo. No podemos ser llamados a la acción a menos que sean ustedes quienes nos llamen. Nos sentamos a la vera de la luz, esperando su llamado como una jovencita enamoradísima la noche de una cita.

La verdad es que nos hemos enamorado de ustedes. Finalmente les hemos abierto nuestro corazón y todo resentimiento del pasado se ha disuelto. Ahora comprendemos los deseos y las ansias del Creador. Ahora comprendemos el destino de la humanidad. Porque al principio –su principio– no lo comprendíamos. Así que déjennos amarlos y dense permiso para amarnos. Trabajaremos como un equipo para ayudarlos a disolver todo el dolor de la Tierra. Dejen que los ayudemos a sanar. Permitan que los ayudemos a traer más amor a sus matrimonios, a sus familias, a su vida. Somos mucho más de lo que comprenden. Los amamos. En verdad es así. Les pedimos disculpas de corazón por cualquier tristeza que les hayamos causado en el comienzo de los tiempos.

Comprendan que esta batalla que libran en la Tierra ha caído desde el cielo para ser representada en la Tierra. Permitan que vengan los ángeles de la luz. Ya es hora de que reinstalen lo que se les indicó divinamente que hicieran al principio. Invoquen a los ángeles y estaremos aquí con una palabra, un pensamiento y un aliento.

LLEGANDO A UN PUNTO DE COMPLETA REMEMBRANZA
Canalizado por Gillian MacBeth-Louthan


Mis hijas de la luz, mis hermanas de las estrellas, mis corderos de la Tierra. La vibración y la energía de su luz deslumbran a las constelaciones que las miran desde arriba. El viento siente envidia al soplar a través de su cabello y su vida pues ve su bella naturaleza. Ve lo que fueron alguna vez y lo que anhelan llegar a ser. Desaten la humanidad que las mantiene tan atadas a todos los roles que representaron alguna vez. Sepan en este momento y esta vibración y esta intersección de luz y vida que son dignas de la grandeza que no consiguieron a ser en el pasado.

Ustedes son una conjunción de todos sus miedos, de todos sus sueños, de todos sus deseos. Son una conjunción de tiempo y espacio y cielo e infierno. Son el destino de este hermoso planeta en el que están. Sostienen las claves vibratorias que acompañan a tantas personas hacia un portal, a un lugar de seguridad, y a este lugar de seguridad los elevarán para que no tropiecen. Ustedes los elevarán bebiendo por ellos, durmiendo por ellos, orando por ellos, sosteniendo la luz del fuego para ellos. Los elevarán en su canción, en su risa y en su comportamiento juguetón porque eso es lo que siempre han hecho. Muchos muestran caras sombrías como si esta vida fuera muy seria. Esta vida es una época de gran alegría, y para todas las que están en esta sala ésta es la última vez que vienen a la Tierra tal como la conocen. Ella está en vías de volverse de semblante estelar, de naturaleza estelar.

Les pedimos que acepten todas esas deficiencias que tanto intentan encubrir y evitar que vean los demás. Les pedimos que acepten y amen todas las cosas estúpidas que hacen durante el día y todas las imperfecciones que llevan tan bien. Porque todo en la naturaleza es hermoso como lo son ustedes. El entrelazamiento de las hojas, de la hierba, del viento y de ustedes es la más bella de las danzas. Su valía no tiene precio y en esta vibración inapreciable necesitan aceptar todos los sueños de su corazón. No se subestimen. No pongan los frenos cuando anhelan tan profundamente de corazón satisfacer los deseos que no son más que una diminuta semilla de creación esperando nacer.

El tiempo de enfrentar todos sus miedos es éste. El tiempo para avanzar usando una insignia de valor es éste. El tiempo de soñar tan en grande como les sea posible es éste. No tengan miedo a las predicciones; no tengan miedo a la profecía, ya sea cierta o no. Porque el nivel vibratorio en el que viven es un lugar seguro que está más allá del alcance de lo que les causa tanto miedo a los demás.

Deben creer sin sombra de duda; miren su sombra y acepten cada parte de ella porque ustedes la usan porque se la han ganado. Cada valle de dolor, de muerte y defunción que atravesaron llega ahora a un punto de reflexión y en esta reflexión habrá un collage de espejos. En cada ángulo que miren se verán a sí mismas de manera diferente y ése es su don.

Ustedes son todas las mujeres a través de todos los tiempos. Son cada papel que hayan representado alguna vez y eso se reúne en este lugar y en este momento. No se avergüencen por lo que les haya sucedido en el pasado, sin importar la forma que tomó en esta vida o en otras. Revístanse por completo con todos los restos de lo que fueron alguna vez, porque ellos las convierten en la mujer multidimensional que son en este momento del tiempo.

Los próximos tres años las llevan a una situación planetaria que nunca han experimentado antes. No había humanos sobre la Tierra en la última conjunción galáctica y ésta es la primera vez que un planeta pasará al estrellato con habitantes sobre él. Cada papel que han desempeñado ahora les sirve bien. Cada insignia de valor, cada miedo, cada poder, cada vergüenza, está envuelta en un capullo de luz femenina. Hónrenlo y compréndalo.

El cuerpo físico debe avanzar hacia estos cambios. Gritará, pateará y les parecerá que se están muriendo. Todo esto es un juego para mantenerlas disminuidas. Ustedes avanzarán con el cuerpo. Pasarán a través de los miedos, los ataques de pánico, las iras, las tristezas, y llegarán a un punto de completa remembranza. Ustedes son las primeras en hacer esto. Son las primeras. Yo soy la Mujer Búfalo Blanco y las dejo en Honor.

USTEDES SON EL FACTOR DECISIVO
EN TODO LO QUE SE PREGUNTAN
Canalizado por Gillian MacBeth-Louthan


Lo sagrado que buscan se presenta ante ustedes en los próximos tiempos mientras inhalan las posibilidades de sus mañanas sin nacer. En el aire otoñal llega una emisión de decretos y conocimiento que ha estado oculta y espera su llegada. Se expone a sí misma trasponiendo los límites de la no divulgación, entrando en ustedes a través del aire, su respiración y su intención.

Cada uno de ustedes contiene y alberga registros de lo que ha venido, registros de lo que vendrá y registros que existen por siempre a través del espacio y el tiempo y documentan lo que ha sido. Dentro de ustedes contienen antiguas verdades que no funcionaron y antiguas verdades que tuvieron éxito. Estas antiguas verdades fugitivas son una plataforma, una base y una Voz. Decreten qué es lo que buscan, qué es lo que desean, y esquiven el caos de la manifestación.

El mundo no se crea al azar por energías externas. La Tierra misma tiene la habilidad cuantificada de manifestar por y con la humanidad. Estos pensamientos que cruzan sus mentes, corazones y existencia cotidiana están pidiendo soluciones, no de un gobierno, no de una junta ni de un comité, no de un libro ni un diálogo con un sabio, sino de ustedes. Ustedes albergan todas las verdades, las sabidurías y las soluciones a todos los pensamientos y problemas dentro de su esfera de existencia. ¡Todo lo que se les envió en pensamiento, en acción o en decreto lo pueden resolver ustedes en pensamiento, en acción, en decreto!

Cuando ponderan las injusticias, despiertan una vibración celular y conocimiento de toda época a través de su existencia en que existió esa injusticia. A esta altura del despertar pueden fortalecer o diluir las injusticias con sus pensamientos. Sus penas y su falta de soluciones pueden conducir a los elementos hacia el desastre o pueden aceptar su poder inherente al utilizar su respiración, su intención y su capacidad de manifestación para ayudar a solucionar el problema.

Inherentemente, ustedes contienen todas las preguntas y todas las respuestas simultáneamente. En esta próxima experiencia de la naturaleza humana, cuando tienen un pensamiento que involucra o gira alrededor de las decisiones de alguien, un lugar, una enfermedad, o una injusticia –su esencia biológica les está pidiendo que le agreguen sus pensamientos de conclusión. Es crucial que agreguen sus pensamientos como elemento positivo para el desenlace, no que se aferren a la negatividad y las injusticias o pregunten en algún nivel (cuerpo, mente y espíritu) por qué no se solucionó el problema.

Cada vez que su pensamiento avanza hasta llegar al “por qué no se reconoce o se arregla algo”, entonces se alinean con el problema y no con la solución. Su destino es ser parte de la solución líquida de todas las cosas que buscan. Ustedes son parte de la solución. ¿Comprenden que con cada pensamiento a lo largo del día están influenciando el resultado de la humanidad, de la Tierra, de este Universo que habitan? Piensan que no inciden en el resultado, pero lo hacen. Cada pensamiento que tienen es un voto decisivo. Cada deseo que tienen de hacer lo correcto, lo que está bien, es un voto decisivo a favor de la iluminación, la ascensión y la evolución.

¿Sus sueños vivirán o morirán? Ustedes deciden. ¿Vivirá la Tierra o se convertirá en polvo de estrellas? Ustedes deciden. ¿Se vencerá la enfermedad? Ustedes deciden. Incidan en el resultado desde el corazón. Decreten desde el corazón. Sostengan el enfoque en lo que quieren ver. Ustedes son el factor decisivo en todo lo que se preguntan. Somos el Consejo de Luz de Sananda y hablaremos más en el futuro. Abran los ojos a sus dones. Los dejamos en amor y conocimiento.

EL RESIDUO DE RESPONSABILIDAD
Canalizado por Gillian MacBeth-Louthan


Todos los días les dan guijarros de aflicción. Sean reales o ilusorios, se posan en su cuerpo como gránulos sólidos de confusión y dolor. Pesan y ustedes se sienten menos alegres y más densos. Todos los días van y recolectan más de esos guijarros de aflicción y confusión, permitiéndoles acumularse en el cuerpo y anclarlos como el ancla oxidada de un barco pirata hundido. Atraviesan a ciegas los callejones de su vida trasponiendo cada puerta y cada situación sin alegría, sólo con ansiedad.

A todos se les dijo de niños que crezcan y sean responsables de sus acciones, de su mundo, de sus cuentas, etc. Se han asfixiado en ese residuo de responsabilidad, atragantándose con lo que se supone que deben hacer, boqueando por aire fresco y una segunda oportunidad. Recorren su mente pensando en la injusticia que les hicieron, el miedo que se les dio y una palabra que los cortó en seco. Se sientan en el tiovivo de estas injusticias pasadas, cambiando de caballo pero sin bajarse nunca de la cabalgata emocional.

Imaginen su mundo como un Salón de los Espejos. Caminan lentamente a través del laberinto de reflejos tratando de descubrir por qué alguien dijo eso, por qué alguien hizo aquello, por qué no han encontrado su verdadero propósito. El efecto de espejo es amplificado por quienes están en su vida. Les dan puntos de referencia, comienzos y finales, para monitorear la temperatura de sus aprendizajes. La humanidad se ha sentado a lamerse las heridas sin permitir que sane la zona herida. Enfocándose continuamente y lamiéndose las injusticias que se llevan como una insignia de valor.

El alma está hambrienta y busca que la nutran. La humanidad no siempre come del buffet de las ofrendas celestiales. Muchas veces ellos se alimentan de los recelos terrenales. Sus almas están hambrientas y sienten la necesidad de llenarse, la necesidad de ser colmadas. Algunos lo hacen con comida, otros con sexo, y otros con alcohol o drogas que amortiguan la emoción. A medida que lleguen a comprender que su alma está hambrienta de lo que verdaderamente le da alegría, habrá un despertar.

Los conductos neurales de su cerebro tienen muchos vericuetos y callejones sin salida. Cuando tienen un pensamiento intuitivo, su cerebro siente un impulso eléctrico. Una pasión corre por su cuerpo por un instante. La adrenalina se vuelca a borbotones en la sangre y luego la pasión mengua. A veces son ustedes quienes abortan esa pasión, otras veces es la palabra de alguien, y un juego de vocales que los para en seco. Su esporito se apaga, la pasión se extingue y ustedes se rinden.

¿Cuántas veces en su existencia han renunciado a una idea, a una invención y a un amor? Su cerebro tiene un gabinete donde archiva las desilusiones. Mantienen un segundo archivo biológico de esos mismos fracasos en su corazón. Todas las cosas y todas las personas que alguna vez los desilusionaron o los hirieron siguen girando alrededor de las sinapsis neurales del cerebro. Basan todas sus experiencias futuras en esas inquisiciones pasadas. Relacionan los lugares en que han fracasado y los lugares donde los lastimaron.

Cada uno de ustedes tiende a sabotearse. Este continuo sabotaje los mantiene corriendo en círculos de dificultad. El “filo del éxito” está entrampado con explosivos para los humanos. Al borde mismo del éxito hay un campo de ilusiones donde a cualquier pequeña duda o miedo se le da fuerza vital y cobra vida. Muchas veces las personas no quieren tener éxito al 100%. Es cómodo tener un poquito de éxito, pero no tener éxito comprometiéndose totalmente.

PROFETIZAMOS EL FUTURO
MEDIANTE LAS PALABRAS QUE DECIMOS EN EL AHORA
Canalizado por Gillian MacBeth-Louthan


Cuando hablamos, le estamos dando vida a lo que estamos diciendo, plantamos una semilla. Vamos a obtener exactamente lo que estamos diciendo. Las palabras son como semillas; tienen poder creador. Somos quienes somos hoy debido a las palabras que hemos dicho en el pasado. Todas nuestras palabras se convertirán en una profecía auto-realizable. Escuchen lo que dicen acerca de ustedes mismos. Los pensamientos negativos no necesitan convertirse en palabras negativas. En el momento en que dicen algo abiertamente, toma un significado totalmente nuevo y una energía totalmente nueva. Si no les gusta lo que están experimentando, comiencen a cambiar sus palabras.

Profetizamos el futuro mediante las palabras que pronunciamos en el ahora. Nuestras palabras son siempre una profecía auto-realizada. No planten semillas negativas, sólo profeticen lo bueno y la intención del bien. Pueden cancelar los planes mejor trazados del Universo con sus propias palabras y cavilaciones negativas. La muerte y la vida son el poder de sus palabras. Tendrán lo que digan. Sus palabras van a dar vida exactamente a lo que están expresando.

Es preferible no decir nada a decir algo negativo. Las palabras negativas cancelan el plan de Dios – ustedes están maldiciendo su futuro, están maldiciendo su vida con sus palabras. Pueden utilizar sus palabras para maldecir su vida o las pueden utilizar para bendecir su vida. Expresen palabras de Fe; declaren las bondades de Dios en su luz y en su corazón. Cambien la atmósfera de todo lugar al que vayan con sus palabras; invoquen lo bueno, invoquen la luz, invoquen al amor e invoquen la ayuda divina.

No hablen de problemas, hablen de soluciones. No somos reporteros de nuestra vida, somos los pronosticadores de nuestra vida. Deberíamos llamar a lo invisible como si ya fuese visible. Invoquen lo que desean, llámenlo con palabras llenas de fe, llámenlo con luz. Cambien su mundo al cambiar sus palabras. La muerte y la vida están en poder de su lengua. ¿Están dando a luz o están destruyendo?

Las circunstancias se alinean con cada palabra que dicen; sus palabras son una profecía auto-realizada. Ustedes son los creadores de sus propias circunstancias. Pueden cambiar lo que crearon con sus palabras. Cuando actuamos en forma negativa ante los cambios repentinos y el caos en nuestra vida, estamos retrasando el propósito de su creación. Si aceptamos el caos como una oportunidad para la elevación espiritual, entonces el dolor desaparecerá. Nosotros solos determinamos la rapidez con la que pasa la agitación. Hay futuros innumerables que existen al mismo tiempo. Nuestro propio comportamiento determina en qué universo ingresaremos. La profecía está viendo el futuro en nuestras acciones presentes.

Gillian MacBeth-Louthan

PO Box 217
Dandridge, Tennessee
37725-0217
www.thequantumawakening.com
thequantumawakening@hughes.net
EMAIL #2 (en caso de que el otro no funcione) thequantum@bellsouth.net
Traducción: Margarita López
Edición: Susana Peralta
Sitio oficial de El Despertar Cuántico en español: www.manantialcaduceo.com.ar
Imprimir

No hay comentarios:

Publicar un comentario